Fantasmas del pasado

sábado 31 diciembre 2011 | In English

Algunas veces creo que fallé en volverme un verdadero miembro de la sociedad, simplemente no puedo entender muchos de las construcciones sociales que he visto durante mis casi 30 años alrededor. Hay demasiados conceptos que no tienen sentido para mi: racismo, sexismo, una ambición que no conoce límites, intolerancia, y demasiada hipocresía.

"Sociedad" es un concepto realmente interesante, no es algo material, es solo un conjunto de ideas, reglas y culturas que son pasadas de generación en generación, así que a pesar de que nuestro tiempo de vida es corto, las ideas de algunos individuos y la influencia que tuvieron sobre otros persisten mucho tiempo después de que ellos se van. Aún somos influenciados por los pensamientos de antiguos filósofos griegos, aunque su civilización entera se ha perdido. Y no solo las ideas sobreviven, el conocimiento y la tecnología desarrollada por las generaciones previas continua creciendo y se sigue pasando, y ahora disfrutamos los frutos de siglos de avances. Vivimos en un mundo donde lo que alguna vez fue inconcebible, ahora forma parte de nuestra vida diaria.

Pero, no solo las grandes enseñanzas y la tecnología son pasados de generación en generación. Junto con estas también vienen los prejuicios, el odio y las estratificaciones sociales que fueron creadas en el camino. Muchas veces estas fueron originadas por un deseo de control, otras por ambición pura, otras por miedo, y algunas veces por que pequeño grupos de la población se han sentido por encima de los demás.

Nosotros, las generaciones actuales, seguimos cargados de conflictos que fueron originados hace mucho mucho tiempo. Estos conflictos son fantasmas del pasado, que siguen atormentándonos hasta este día por que no permitimos que las heridas dejadas por estos sanen.

Una de las cosas más tristes en nuestro mundo son los conflictos en el medio oriente. Estos conflictos han persistido por muchos siglos, y si miras la situación que ocurre actualmente ahí, la situación entre Israel y Palestina, las tensiones entre el llamado "oriente" y "occidente", las guerras sobre el control de recursos como petroleo, todo el conflicto entre Cristianos, Judíos y Musulmanes, te darás cuenta de que seguimos peleando por prácticamente las mismas cosas. ¿Cuándo parará esto?, ¿Se supone que veremos ocurrir estos conflictos por otros 1,000 años?, ¿2,000 años?

No podemos cambiar una mente que ya está tan convencida de que está en lo correcto que desechará hechos, pero podemos cambiar las mentes de las generaciones más jóvenes, y esto es por lo que tengo mucha fe en que las futuras generaciones continuarán cuestionando a las generaciones que vinieron anteriormente. Espero que conceptos como el racismo, el sexismo y las divisiones sociales continúen siendo cuestionados.

Hemos observado pasivamente como la codicia gobierna nuestro mundo. Mientras que la plenitud de este mundo no es ilimitada, tampoco es insuficiente, al menos en este punto, para asegurar nuestra sustentabilidad, solo necesitamos hacer un mejor trabajo manejándola, necesitamos hacer un mejor trabajo compartiéndola.

Aquellos que actualmente gobiernan el mundo no seguirán aquí en algunas pocas décadas, ellos no tendrán que vivir con las consecuencias de lo que están haciendo ahora, nosotros lo haremos, y nuestros descendientes lo harán. Así que quizá es tiempo de dejar de ser observadores pasivos y de comenzar a involucrarnos en el proceso de toma de decisiones. Nuevos movimientos sociales están surgiendo en todo el mundo, y hemos visto algunos de ellos cambiar al mundo en este año, regímenes fueron derrocados. Y quizá también es tiempo de perdonar y dejar ir algunos conflictos. No digo que será fácil, pero algunas cosas deben ser perdonadas, y algo de tolerancia debe de ser mostrada hacia los que son, piensan, actúan, creen o sienten diferente a nosotros si hemos a alcanzar verdadera paz.

Categorías: Pensamientos